CÓMO ENFRENTAR AL COVID-19

La aparición repentina del Covid-19 o también llamado nuevo coronavirus nos agarró desprevenidos a todos. Por tratarse de una enfermedad desconocida el sector salud no estaba preparado para enfrentarla. Los médicos, incluso los especialistas en enfermedades respiratorias, se vieron rebasados al desconocer los síntomas y el desarrollo de la epidemia. Las farmacias y laboratorios no estaban preparados para ofrecer medicamentos específicos para curar a los enfermos. Sin embargo, al paso de los días y ante el crecimiento exponencial de los contagios, siguiendo las recomendaciones de la OMS primero y luego haciendo pruebas con medicamentos que hay en el mercado, y aun cuando se registraron miles de decesos, también se han curado miles de contagiados y se salvaron muchas vidas.

Por desgracia todavía no se descubre la vacuna para evitar el Covid-19, pero mucho se ha hecho para aliviar a los pacientes con medicamentos que han demostrado que sirven y han dado buenos resultados, y que sobre todo son productos que están al alcance de la población en el mercado nacional.

La intención de este artículo es por un lado decirles qué instrumentos se han vuelto indispensables en la casa y qué acciones se deben tomar de inmediato para evitar ser hospitalizado o en el peor de los casos ser intubado.

En casa hay que tener estos instrumentos que son esenciales: TERMÓMETRO, OXIMETRO Y NEBULIZADOR.

A los primeros síntomas es recomendable acudir de inmediato a tomarse una RADIOGRAFÍA de tórax para ver en qué condiciones están los pulmones, lo que dará una señal objetiva de si se está en riesgo de padecer Covid-19.

Los especialistas y neumólogos han aprendido a combatir esta enfermedad letal recetando medicamentos que han dado muy buenos resultados y que son los siguientes: Paracetamol, Ibuprofeno, Aspirina, Redoxon y vitamina D; Betametasona, Dexametasona, Prednisona; Ivermectina, Bromhexina (jarabe), Budesonida (inhalador) y antibióticos como: Moxifloxaxino, Amikacina, Claritromicina y Azitromicina.

Unos son antipiréticos, antiinflamatorios, antiparasitarios, antitusivos y antibióticos. Los efectos de estos medicamentos son positivos, pero lo importante es que sean recetados por un médico y que éste dé puntual seguimiento a las reacciones mostradas por el paciente.

SÍNTOMAS DEL COVID-19

Vale la pena conocer los síntomas que pueden determinar la presencia del coronavirus, por lo que transcribo la EXPERIENCIA DE UN PACIENTE que siguió las indicaciones médicas y se curó evitando así caer en la necesidad de ser internado en un hospital. Por supuesto que los síntomas son variables y que van mutando al paso de los días, pero es importante atenderse a tiempo para lograr sobreponerse a la enfermedad.

Día 1.- Dolor de cabeza intenso, sensación de cansancio extremo.

Día 2.- Febrícula de 37.7, dolor de cabeza y dolor de garganta. Sigue el cansancio.

Día 3.- Aparente mejoría, fiebre normal, dolor de cabeza. Aparece garraspera (no llega a ser tos, es como tener algo atorado).

Día 4.- Dolor de cabeza intenso, dolor de cuerpo general, cansancio. Dolor de garganta.

Día 5.- Continúa el dolor de cabeza y cuerpo, escalofríos, estornudos y poca tos seca.

Día 6.- Dolor de cabeza intenso, aparece fiebre 38.2. Sabor a metal en la boca. Es tiempo de tomar placa de pulmón para detectar inflamación (se ven como telarañas en los pulmones). El doctor confirma el padecimiento.

Día 7.- Con antibióticos y medicamentos se presenta franca mejoría. Dolor de cabeza, poca tos.

Día 8.- Fiebre de 39, difícil bajarla, dolor intenso de cabeza, tos poca pero muy seca, garraspera, dolor de cuerpo. Cansancio y malestar general. Poca fuerza.

Día 9.- Fiebre de 39-40, dolor de cabeza, dolor de cuerpo, al intentar llenar pulmones sensación de que no llenan y como agujitas; doloroso y molesto. Todo el día con dificultad para bajar la fiebre. Necesidad de aplicar hielo en ingle, axilas y vientre para bajar la fiebre.

Día 10.- Sigue el dolor de cabeza, baja fiebre a febrícula de 37.5 – 37.8 todo el día; sensación de mejoría.

Día 11.- Primer día sin fiebre, el dolor de cabeza persiste. Cansancio. Mejora la capacidad para llenar los pulmones.

Día 12. Segundo día sin fiebre, disminución de dolor de cabeza. Vuelve el gusto en cuanto a dulce, en salado sigue insípido.

Día 13. Tercer día sin fiebre, toma de placa de pulmones se nota mejoría en las imágenes, disminución de la inflamación.

Día 14 a 16. Casi imperceptible dolor de cabeza, mejora en la capacidad de respirar, desaparece la sensación de agujitas.

Día 17-20. Dolor en articulaciones y dolores de cabeza. Cansancio.

Comienza el periodo de mejoría y lo recomendable es continuar en tratamiento médico para evitar una recaída y por supuesto para evitar el contagio con familiares y amigos cercanos.   Los médicos recomiendan también realizarse la prueba de anticuerpos en sangre, para saber si en efecto hubo infección por Covid-19 y si se desarrollaron anticuerpos, para protegerse y proteger a los demás.