VERACRUZ, Ver., 15 de julio de 2021.- Al cumplirse 15 días de mantener un plantón permanente y debido al cansancio que presentan varios padres de familia y sus niños con padecimiento de cáncer, además de lograr parte de los acuerdos que fueron pactados en la minuta de trabajo que sostuvieron con autoridades federales, este miércoles levantaron el plantón que mantenían afuera del Hospital de Alta Especialidad de Veracruz, informó la vocera del colectivo, Cora de Jesús Rodríguez.

Detalló que, por ejemplo, lograron conseguir el tratamiento completo de Iker, quien actualmente lucha contra la leucemia. «Conseguimos además que se realizaran los estudios técnicos para la planeación de los trabajos de rehabilitación del Hospital Pediátrico de Veracruz».

Del mismo modo, indicó que lograron el compromiso de las autoridades de que en diez días lleguen los primeros medicamentos oncológicos de las claves faltantes a Veracruz; en total serán 16 medicamentos los que deberán llegar en próximos días.

“Ellos es lo que dicen, no los vimos, y posteriormente estaríamos esperando que Cofepris los libere para que se empiecen a distribuir en los diferentes estados, entonces vamos a esperar esos días que ellos dicen”.

Sin embargo, advirtieron que el próximo miércoles acudirían a la Ciudad de México a sostener otra mesa de diálogo, donde pedirán que les notifiquen los avances de los acuerdos, entre ellos la llegada de los medicamentos oncológicos a Veracruz y la cantidad de los mismos, para garantizar el abasto de medicinas para sus hijos.

Mientras tanto harán una pausa con el plantón, pero eso no significa que cesarán las movilizaciones y las acciones, pues darán oportunidad a que las autoridades cumplan con lo prometido y las condiciones meteorológicas mejoren, luego de que en últimos días han tenido que enfrentar las inclemencias del tiempo.

“En realidad nosotras vamos a continuar, seguiremos haciendo marchas y si de aquí al plazo como tal no hay respuesta, nos volveremos a instalar nuevamente hasta que haya respuesta y entonces, si no, nos vamos a quitar, aun cuando tengamos que hacer las vigilancias una mamá por día, seguiremos hasta esperar el medicamento”, sentenciaron las quejosas.