ROBOS CONTRA SECTOR SALUD

Definitivamente este no ha sido el mes del sector salud, las bandas delincuenciales tienen en la mira al sector más urgido de atención y recursos, sobre todo de medicamentos que se requieren para la atención de enfermedades catastróficas.

El pasado 4 de octubre se perpetró el robo de casi 38 mil piezas de medicamentos oncológicos sustraídos de los almacenes del laboratorio Novag Infancia. Encapuchados llegaron con tráileres y sin que nadie se diera cuenta se llevaron estos medicamentos etiquetados para el sector salud, ISSSTE, IMSS, Sedena y Semar.

Primero se pensó que los medicamentos fueron robados al sector salud, sin embargo, la empresa aclara que son de su propiedad, traídos de Argentina para ser suministrados al gobierno de México.

Aun cuando se habló de que este robo provocaría un gran desabasto en la atención a los niños con cáncer, esto no es del todo cierto, toda vez que en bodega se quedaron más de 86 mil piezas y posteriormente el 13 de octubre llegaron otras 12 mil más, que están en espera de ser liberadas por la Cofepris.

Aun cuando todavía no dan con los responsables del robo ni con las piezas robadas, el 16 de octubre fueron halladas 27 bolsas negras con parte de los medicamentos oncológicos sustraídos, pero la sorpresa es que las bolsas nada más contenían las los empaques, lo que significa que fueron re empacados y re etiquetados para ser comercializados en el mercado negro.

ROBAN VACUNA CONTRA INFLUENZA

Posteriormente el 12 de octubre los medios dieron cuenta del robo al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de 10 mil 100 dosis de vacunas contra la influenza, fabricadas por el laboratorio Sanofi Pasteur, exclusivamente para el sector salud.

Como si no fuera suficiente que, al inicio de la campaña de vacunación contra la influenza, el primer lote no alcanzó, porque solamente pudieron vacunar al personal del sector salud, dejando a la población en espera de la llegada de un nuevo paquete de dosis.

SE LLEVAN EQUIPOS DE DIÁLISIS

Estos delincuentes siguen operando impunemente y el pasado 15 de octubre se reportó el robo de 20 equipos de diálisis con un valor de más de 5 millones de pesos, que iban con destino a Villahermosa, Tabasco.

Cabe aclarar que todos estos robos se perpetraron en el área metropolitana de la Ciudad de México. Las corporaciones de seguridad y ministeriales continúan en la búsqueda de esta banda o bandas delincuenciales, sin que hasta el momento hayan logrado detención alguna.

En fin, con tanta tecnología y tantas cámaras que se encuentran operando en la CDMX es increíble que no puedan dar con los responsables y que no haya registro de estos robos que tanto dañan a la población, especialmente a los niños con cáncer que tal vez estén sufriendo más de la cuenta al no contar con sus medicamentos de manera oportuna.