XALAPA, Ver., 1 de mayo de 2020.- La actual emergencia sanitaria por el Covid 19 ha servido como una plataforma de promoción para quienes aspiran a un cargo de elección popular, pues en medio de la contingencia reparten despensas y publicitan en sus redes sociales la entrega de apoyos.

Sin embargo, para que un funcionario público sea sancionado por incumplir con el principio de imparcialidad que establece la Constitución mexicana, tiene que anunciar que busca la candidatura para algún cargo público y otorgar algún beneficio a los ciudadanos, recordó el consejero del Organismo Público Local Electoral (OPLE), Juan Manuel Vázquez Barajas.

En entrevista para Quadratín Veracruz, afirmó que estas circunstancias fundamentales están establecidas en el Sistema Mexicano Electoral, el cual opera a petición de partes, es decir, que si algún otro aspirante o partido político considera que estas acciones le afectan, está en todo su derecho de proceder ante las instancias correspondientes.

Detalló que el Procedimiento Especial Sancionador es la vía política que existe en el actual diseño electoral para combatir ese tipo de actos, que no sólo deben ser basados en una afirmación, sino que se deben aportar las evidencias suficientes para que el señalado sea sujeto a una sanción, sea o no funcionario público.

Sin embargo, precisó que la ley sanciona y prohíbe la entrega de apoyos de forma pública sólo durante la campaña, por lo que los funcionarios deben trabajar todo el resto del año.

Si bien la actual contingencia ha servido como un área de oportunidad para aspirantes a cargos públicos, para el consejero Vázquez Barajas, en México se deben abrir más las libertades, transitar hacia unas elecciones realmente competitivas, respetar el ejercicio de gobernar y permitir que haya una función pública eficiente y eficaz; que políticos hagan su trabajo, entregando apoyos a niños, madres solteras, empresas, sin que el asunto electoral sea un tema que lo evite.

Cuestionado sobre la posibilidad de reformas que pongan candados para evitar que se lucre políticamente en este tipo de circunstancias, como la actual emergencia sanitaria por el Covid 19, el especialista electoral considera que el escenario político debe ser más competitivo.

“Habrá que entender la reforma política que hubo en México apenas hace dos años para entender el panorama que ahora estamos viviendo… la reelección coloca al funcionario público en un reto muy fuerte, porque debe seguir gobernando, porque no va a renunciar al cargo público, y debe ser candidato, ese es el reto en términos de construcción de un funcionario público en un país que no está acostumbrado a la competitividad”.

Sobre la producción de videos de algunos actores políticos y que publican en sus redes sociales, como el diputado panista Omar Miranda, Vázquez Barajas explicó que la regulación mexicana no permite un control.

“Es decir, nosotros no tenemos competencia para decir qué hacer o qué no hacer… el árbitro electoral no puede ser un inquisidor porque creo que el espacio público es el que saldría afectado; sin embargo, si alguien se siente afectado, pueden presentar su queja”.