XALAPA, Ver., 6 de noviembre de 2016.- Yo no encubrí a nadie y yo no me robé nada, aseguró el gobernador interino Flavino Ríos Alvarado al reunirse con alcaldes del PAN y PRD en las instalaciones de Casa Veracruz.

En una reunión que se tornó agresiva cuando el mandatario solicitó al alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez, dejar de grabar la sesión donde también estuvo el secretario de Finanzas, Antonio Gómez Pelegrín, no se tomaron acuerdos que terminen con la situación en la que se encuentra el estado.

Flavino Ríos pidió a los ediles dialogar y presionar al gobierno federal para que pueda enviar recursos suficientes, y señaló que con marchas, protestas y bloqueos no se podrá llegar nunca a soluciones favorables.

«Tenemos juntos que buscar una solución, no es con marchas, con mítines, con plantones, con tomas de palacio como se resuelven los problemas, tenemos que hacer gestiones ante el gobierno federal para resolver este problema, porque sí es un problema de los municipios y el estado, y lo aclaro y lo preciso, no me robe un solo centavo, no soy cómplice de nadie y tengo la mejor intención de hacer las cosas con legalidad».

Flavino Ríos reconoció que la deuda con todos los ayuntamientos es de 3 mil 800 millones de pesos, sin embargo, reiteró que actualmente no se cuenta con los recursos suficientes para pagar los pasivos, aunque dio su palabra que el próximo 11 de noviembre se podrían dispersar algunos montos económicos por el orden de 90 millones de pesos que llegarán de acuerdo a la promesa que hay de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) de dispersar dinero para esa fecha.

Por último, mencionó a los ediles presentes en la reunión que este lunes, antes del mediodía, buscará una respuesta de parte de la federación, por lo que posteriormente les estaría notificando a los presidentes municipales la respuesta.

«Mañana en la tarde o al mediodía les informo a los dos presidentes de los dos partidos políticos si tengo una respuesta de la Secretaria de Hacienda», dijo Flavino Ríos con la intención de concluir la reunión, posteriormente salió de la sala de juntas donde se llevaba a cabo la plática.

Por su parte, el alcalde de Boca del Río hizo un llamado a la población en general a tomar Casa Veracruz como lo han hecho con Palacio de Gobierno.