CHILPANCINGO, Gro., 26 de mayo de 2021.- Representantes del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas de la Secretaría de Gobernación (Segob) se reunieron con la familia del ambientalista y comisario de Jaleaca de Catalán, Marco Antonio Arcos, quien fuera asesinado la tarde del viernes en esta ciudad capital.

En la visita, los funcionarios se entrevistaron con la madre y esposa de la víctima, María Fuentes y Lucía Valentina, respectivamente, tras los hechos suscitados en un restaurante en la colonia Omiltemi de Chilpancingo.

Durante la entrevista, María Fuentes aseguró que el único delito de su hijo había sido aceptar el cargo como comisario, pero sobre todo que él quería hacer las cosas bien, y agregó que cierta parte del pueblo le guardaba “coraje”, pero no profundizó en el tema.

También, explicó que Marco Antonio estaba en contra del robo de madera en esa zona de la sierra, y que la defensa del bosque era una de sus principales actividades en los últimos meses, luego de llegar procedente de Kansas City, Estados Unidos.

Información completa en Quadratín México.