ACAYUCAN, Ver 15 octubre 2020.- Un niño de 12 años de edad, de nombre José “N”, perdió la vida de forma accidental cuando jugaba con una hamaca, la cual se le enrolló en el cuello y se dejó caer, muriendo por asfixia.

Sus familiares solicitaron la presencia de los elementos de Protección Civil, sin embargo, éstos nada pudieron hacer, informándoles que había fallecido y que tenían que avisar a la Fiscalía General del Estado (FGE).

Este lamentable hecho ocurrió en la comunidad de Comején, en una humilde vivienda ubicada en las orillas del pueblo. El cuerpo del niño quedó dentro de una cabañita de caña y lámina de zinc, donde estaba amarrada la hamaca.

Su madre, María Elena, dijo que José era el de «en medio», ya que tiene otros hijos, un varón de 14 años y una niña de 7, remarcando que el día transcurría de manera normal, y cuando vio al pequeño en la hamaca no se le hizo raro, ya que ahí jugaba y se entretenía.

En un momento que se quedó solo lo vio desvanecido, y fue cuando se dio cuenta de que algo malo le había pasado a su hijo.

El cuerpo del pequeño fue levantado por personal de Servicios Periciales y trasladado al Semefo para la necropsia de ley, posteriormente será entregado a sus familiares para que le den sepultura.