CONSULTA INCONSTITUCIONAL

El ministro Luis María Aguilar propondrá a sus pares de la Suprema Corte declarar inconstitucional la iniciativa de consulta popular propuesta por el presidente López Obrador para juzgar a sus antecesores Salinas, Zedillo, Fox, Calderón y Peña por diversos delitos.

El jueves 1 de octubre, el pleno del máximo tribunal discutirá el proyecto.

Según el ministro Aguilar, investigar y procesar penalmente a cualquier persona mediante una consulta popular, implica cinco violaciones a principios constitucionales; traslada a los ciudadanos la obligación ineludible de las autoridades de perseguir los delitos; viola el derecho a la presunción de inocencia; expone mediáticamente a los señalados a una condena sin juicio; afecta el debido proceso; podría generar un efecto que imposibilitaría dictar sentencias, y sobre todo, es contrario a los límites que impone la Carta Magna.

“Se trata de un concierto de inconstitucionalidades que pudieran incidir negativamente en el acceso a la justicia, la persecución de los delitos y el Estado de Derecho, todo lo cual implica afectación de los derechos humanos”, enfatiza el ministro Aguilar.

Tan pronto conoció el sentido del proyecto judicial, el presidente López Obrador pidió a los jueces de la nación no dejarse intimidar; actuar con apego a la Ley, y sobre todo, tomar en cuenta el sentimiento del pueblo.

Así, la justicia tiembla. La insinuación presidencial de que el reconocimiento o el resentimiento social determinen la suerte legal de cualquier persona produce escalofrío; pone los pelos de punta.