XALAPA, Ver., 10 de julio de 2019.- La Fiscalía General de la República (FGR) investiga las presuntas irregularidades en que habrían incurrido funcionarios o exfuncionarios de extinta PGR, luego de las declaraciones del ex gobernador de Veracruz Javier Duarte de Ochoa, quien afirma que se acordó retirar los cargos por delincuencia organizada en su contra a cambio de que este se declarara culpable de otros delitos menos graves.

Animal Político informa que la indagatoria se encuentra a cargo de la Visitaduría General de la FGR, que inició la carpeta de investigación número FED/VG/UNAI/00000435/2018 en contra de quienes resulten responsables.

De acuerdo al medio de comunicación, los posibles delitos serían ejercicio ilegal del servicio público y contra la administración de justicia, y cohecho.

El veracruzano Javier Duarte dijo en entrevistas a medios de comunicación que en 2018 entregó dinero a funcionarios de la PGR, encabezada en ese momento por Alberto Elías Beltrán a cambio de una supuesta negociación para que se declarara culpable de delitos no graves.

Además señaló que pactó con ex funcionarios peñistas su entrega a cambio de que dejaran en paz a su familia y que su detención en Guatemala fue un circo.

Desde octubre de 2018 la organización civil TOJIL: Estrategia Contra la impunidad había presentado una denuncia en la FGR, que dio pie a la referida carpeta de investigación, por lo que consideraron que fue un trato desfavorable para la sociedad, al haberle permitido a Duarte obtener una condena muy baja en un caso de corrupción de gran trascendencia e impacto.

“Lo que declara Duarte confirma, a grandes rasgos, la teoría que nosotros presentamos en la denuncia con la diferencia, que no es menor, de cómo se clasificaría el delito. Él relata lo que para nosotros es un aparente soborno que se configura como cohecho, y no tanto una extorsión, como él dice. Pero sin duda las implicaciones jurídicas son importantes y se confirmaría la teoría de los hechos”, dijo Estefanía Medina, fundadora y representante legal de TOJIL.

Por su parte, los abogados defensores de Javier Duarte, Enrique Reyes Retana y Pablo Campuzano, señalaron de forma categórica a Animal Político que no tuvieron conocimiento alguno del supuesto pago que habría dado Duarte a exfuncionarios de la PGR, ni tampoco de alguna negociación en ese sentido.

Reiteraron que ellos están centrados la estrategia de defensa jurídica de su cliente, a través de impugnaciones y demandas de amparo promovidas desde el año pasado.

Información de Animal Político