COATZACOALCOS, Ver., 11 de junio de 2019.- El delegado de Tránsito y Seguridad Vial en Coatzacoalcos Ricardo Williams Rojas, aseguró que las acciones operativas y preventivas que realizan en el municipio, están apegadas totalmente a derecho, por lo que negó que existan actos de ilegalidad que atenten contra la ciudadanía.

En entrevista, explicó que por instrucciones del Director General de Tránsito y Seguridad Vial de Veracruz, José Antonio Camps Valencia se reforzaron las acciones preventivas en la demarcación porteña, a través del Operativo Alcoholímetro, retiro de vehículos en zonas prohibidas de estacionamiento y el Operativo Radar, este último con el fin de reducir los percances provocados por el exceso de velocidad.

El funcionario estatal reconoció que existe la inconformidad de algunos automovilistas al verse involucrados en actos fuera del reglamento como: manejar con el uso de un celular, no llevar el cinturón de seguridad o incluso rebasar el límite de alcohol en la sangre al conducir; lo cual recalcó existen las actas médicas y respaldos legales al aplicar una sanción. Sin embargo, invitó a las y los ciudadanos que en caso de contar con pruebas que avalen lo contrario las presenten, para cualquier aclaración incluso para sancionar algún elemento o agente que haya incurrido en una falta.

“Por ordenes de las Dirección General contamos con un protocolo de actuación para cualquier acción operativa y preventiva, para con ello evitar acciones que atenten contra los derechos humanos de los conductores; Incluso en lo que respecta al Operativo Alcoholímetro personalmente estoy en el sitio para verificar y supervisar su correcto funcionamiento.

Respecto a la queja de una automovilista que fue detenida recientemente sobre el Malecón Costero, el pasado fin de semana, quien presuntamente señaló actos de abusos de autoridad, Williams Rojas dijo conocer el tema, sin embargo, se limitó a mencionar que existen los respaldos legales, como las actas médicas y reportes policiales para aclarar legalmente este asunto.

Cabe mencionar que el Reglamento y Ley 561 de Tránsito y Seguridad Vial aplicable a todo conductor en el Estado de Veracruz, el límite máximo permitido de alcohol en la sangre al conducir no debe ser mayor a .40 grados, lo que equivale a una copa de vino o una cerveza.