COATZACOALCOS, Ver., 15 de noviembre de 2013.- Las condiciones climáticas y la falta de logística de almacenamiento, nuevamente podrían dejar sin gasolina tipo magna a las estaciones de abasto en la región sur; Pemex alertó a los gasolineros para que tomarán precauciones ante el desabasto.

El cierre del puerto ante las rachas de viento y la lluvia ocasionada por el frente frío número 12, impidieron nuevamente que un tanque cisterna pudiera descargar el combustible en la Terminal Marítima de Coatzacoalcos, en donde tampoco se cuenta con el derivado del petróleo.

Y surge la interrogante ante la incongruencia de producir gasolina en esta zona y no poder abastecerla, y por el contrario generar más gastos en el traslado y demás requisitos que implican su importación, su descargue en la Terminal de Almacenamiento y Reparto de Pajaritos en Pemex Refinación.

Con esto se repite la historia de hace poco más de una semana, en donde el tanque cisterna no pudo ingresar, por la misma razón, y lo que complicó aún más el desabasto. En la ocasión anterior fue que los consumidores llenaron sus tanques para evitar que al día siguiente, el primer sábado de noviembre, se les aplicará el aumento del combustible.

De acuerdo a datos de la red, en el año pasado México fue el comprador más importante de gasolina en Estados Unidos, con 60 por ciento, equivalente a 23.5 millones de barriles de combustible según datos de la US Energy Information Administration, tan sólo en el primer bimestre del año pasado; en este año fuentes de la paraestatal revelaron que la importación del combustible se disminuyó en 7 por ciento en relación al año pasado.

Para México las compras de gasolina en EU representan 77 por ciento de sus importaciones totales del combustible, el resto es de Holanda, con 11 por ciento; Arabia Saudita, con 4 por ciento; seguido por Italia, con 3 por ciento, y otros países, con menor participación, según datos de la Secretaría de Economía.